En el museo Frederic Marès

El museo Frederic Marès está en pleno centro de Barcelona, en la calle estrecha que deja el lateral izquierdo de la Catedral, más exactamente en la plaza de Sant Iu, que permite ensanchar un poquito la callejuela.
Dejo aquí un pequeño resumen fotográfico de lo que me pareció más emotivo (en Facebook tienen siete fotografías más, no duden observarlas). Hago mención de este resumen fotográfico. Como por ejemplo, el rostro de un niño que exhibe una contundente cara severa de hombre; o de las decenas de crucificados del museo, los únicos ojos tensos y sequizos de la muerte; o la espada del soldado que se hunde en un bebé, mientras muy cerca, una lanza ensarta a otro bebé; o la bellísima tez de una mujer, cincelada en la piedra de su propio sepulcro; o la clásica caracterización de una María Magdalena con su impresionante melena y su generoso escote, que aquí está a punto de coger la mano de su gran amigo y maestro, recién asesinado; o la teta de una madre en el instante en que su hijo se dispone a mamar; o la presentación de una mujer en sociedad, espectacular, con esas redondas caderas y esos pechos sinuosos, a cargo de dos hombres que la secundan; o la mano amorosa de un niño de unos tres meses de edad, que vuelve, en una milésima de segundo, la mejilla de su madre (alguna madres saben qué se siente con la casualidad de un caso parecido); o la representación simbólica del bien pisoteando al mal (qué gustazo, aunque al bien le falte la lanza)… Y para cambiar de aires temporales, como colofón, la siniestra cara de una niña de porcelana en su carrito del siglo XIX.

¡Cuántas emociones! Disfruten.

Crucificado en el museo Frederic Marès (Barcelona)Lucha contra los demonios en el museo Frederic Marès (Barcelona)Las crónicas de mis viajes
ÁVILA, SORIA, TOLEDO, CÓRDOBA, RUTA DEL OESTE, otros.

Etiquetado , , , , , , , .Enlace para bookmark : permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.