El solitario en formato papel

Dada la imparable reedición de mi obra
de hace una década, en formato papel,
ahora aparece El solitario
Volumen: 14 x 21,5 cm.
Tiene 194 páginas.

La cubierta de la reedición de EL SOLITARIO es distinta de la primera edición en papel

Portada de la novela EL SOLITARIO.

En el número 57 de la calle Escudellers, de Barcelona, vive Salvador, un hombre enfermo y huidizo que arrastra una tragedia personal. De forma inexplicable, su vida empieza a tener paralelismos con la vida de Jesucristo. Rompiendo su terrible soledad aparece Magdalena, una mujer que vive en el famoso barrio chino barcelonés y trabaja como dependienta en el mercado de la Boquería. Entre ellos se produce un amor tan profundo que la miseria de sus vidas se transforma en algo parecido a una constante cucharada de miel. El entorno de Salvador es muy limitado, el mismo que les corresponde a las personas solitarias. Su única relación, más allá de las puertas de su casa y de la irrupción de Magdalena, es la que mantiene con los vecinos de su rellano, que no pueden ocultar el portento que viven en cierta ocasión. Más allá del amor sin cortapisas, del choque entre el bien y el mal, de la denominada violencia de género, de la vida nocturna en la parte vieja de Barcelona, la gran quimera cristiana se convierte en algo tangible, demasiado hermosa para que sea perdurable. Y ante todo, Salvador y Magdalena; Magdalena y Salvador, una pareja inolvidable.

Más información, aquí.

El tiempo

Tiempo

La espina de la añoranza retrocede en el tiempo.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (y pág. 182).

 

Vidas

Vidas

Innumerables pisadas dejaron grabadas, en las baldosas, la historia de sus vidas.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 172).

 

Estampa enmarcada de Jesucristo

Jesucristo

Se trataba de una enorme estampa enmarcada con la imagen de Jesucristo.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 162).

 

Súbita calma

Súbita calma

Imagen de la calma

—Podéis dormir en paz.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 152).

Extraña caída en picado, en iBookstore

El ebook Extaña caída en picado, el inicio de la novela El solitario, disponible en iBookstore.

Ebook Extraña caída en picado, de la novela El solitario, de Antonio Gálvez AlcaideEXTRAÑA CAÍDA EN PICADO es el inicio de la novela de Antonio Gálvez Alcaide titulada EL SOLITARIO.
En EXTRAÑA CAÍDA EN PICADO asistimos al desmoronamiento psicológico de Salvador, el personaje principal de la novela, que vive en el número 57 de la antiquísima calle Escudellers, de Barcelona. Aquí encontramos, de manera detallada, la descripción del barrio de Salvador, su ambiente nocturno y diurno, el barrio de la Ribera, perteneciente al barrio chino de la ciudad.
A Salvador, en esta primera parte, se le manifiestan los primeros elementos llamados a convertirse en portentos, entre ellos, la aparición en su casa de un rostro barbado, el rostro de Jesucristo, rigurosamente exacto al que se muestra en la denominada Sábana Santa de Turín.

Sinopsis de EL SOLITARIO:
En el número 57 de la calle Escudellers de Barcelona vive Salvador, un hombre enfermo y huidizo que arrastra una tragedia personal. De forma inexplicable, su vida empieza a tener paralelismos con la vida de Jesucristo. Rompiendo su terrible soledad aparece Magdalena, una mujer que vive en el famoso barrio chino barcelonés y trabaja como dependienta en el mercado de la Boquería. Entre ellos se produce un amor tan profundo que la miseria de sus vidas se transforma en algo parecido a una constante cucharada de miel.
El entorno de Salvador es muy limitado, el mismo que les corresponde a las personas solitarias. Su única relación, más allá de las puertas de su casa y de la irrupción de Magdalena, es la que mantiene con los vecinos de su rellano, que no pueden ocultar el portento que viven en cierta ocasión.
Más allá del amor sin cortapisas, del choque entre el bien y el mal, de la denominada violencia de género, de la vida nocturna en la parte vieja de Barcelona, la gran quimera cristiana se convierte en algo tangible, demasiado hermosa para que sea perdurable. Y ante todo, Salvador y Magdalena; Magdalena y Salvador, una pareja inolvidable.

EXTRAÑA CAÍDA EN PICADO
también se puede adquirir en
Amazon
GooglePlay
Kobo
Nook

El solitario, en iBookstore

El ebook El solitario, disponible en iBookstore. El espacio barcelonés de esta novela lo tengo ahora casi en mi misma puerta. La suerte no es pequeña.

Ebook de la novela El solitario, de Antonio Gálvez Alcaide, en iBookstoreEn el número 57 de la calle Escudellers de Barcelona vive Salvador, un hombre enfermo y huidizo que arrastra una tragedia personal. De forma inexplicable, su vida empieza a tener paralelismos con la vida de Jesucristo. Rompiendo su terrible soledad aparece Magdalena, una mujer que vive en el famoso barrio chino barcelonés y trabaja como dependienta en el mercado de la Boquería. Entre ellos se produce un amor tan profundo que la miseria de sus vidas se transforma en algo parecido a una constante cucharada de miel.

El entorno de Salvador es muy limitado, el mismo que les corresponde a las personas solitarias. Su única relación, más allá de las puertas de su casa y de la irrupción de Magdalena, es la que mantiene con los vecinos de su rellano, que no pueden ocultar el portento que viven en cierta ocasión.

Más allá del amor sin cortapisas, del choque entre el bien y el mal, de la denominada violencia de género, de la vida nocturna en la parte vieja de Barcelona, la gran quimera cristiana se convierte en algo tangible, demasiado hermosa para que sea perdurable. Y ante todo, Salvador y Magdalena; Magdalena y Salvador, una pareja inolvidable.

EL SOLITARIO
también se puede adquir en
AMAZON
GOOGLE PLAY
KOBO
NOOK

 

NOOK Book, nueva distribuidora digital

Nook Book distribuidora digital

Desde hoy mismo cuento con NOOK Book, otra distribuidora digital. Pertenece a Barnes and Noble, según se dice, una de las librerías más importantes de Estados Unidos. Es interesante que Microsoft pueda interesarse por su compra; de hecho, ya posee una participación minoritaria.
Por ahora las páginas donde se muestran mis libros aparecen en inglés, pero es cuestión de tiempo que se reflejen en español. Desde este mismo instante, ya se pueden adquirir mis siguientes libros:

EL PASEO DE LOS CARACOLES
(interesantes las críticas aparecidas sobre El Paseo)
VIAJES
RELATOS DEL FUEGO SANGUINARIO Y UN CANDOR
COMO LAS VÍBORAS
CALIENTE
CUENTOS AGRIOS
EL INFORME DEL ROEDOR
EL SOLITARIO

Seguiremos informando.

Sobre la novela El Solitario

Una anotación sobre mi novela titulada El Solitario, en relación con Llegeix B@arcelona, del distrito literario Horta-Guinardó y el Ateneo Barcelonés.

MUCHAS GRACIAS

biblibarcelona

Tres locos

Locos

—Sólo son tres locos más de los que hay por ahí, con muchas ganas de armar cizaña —afirmó Salvador por suavizar el carraspeo de la situación creada.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 142).

Perplejidad en el bar California

perplejidad

El bar California, entre desgastados comentarios de perplejidad, retomó el proceso imparable de la noche.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 141).

Reventamos

reventar

—¡¡¡QUE REVENTAMOS!!! —dijo uno de ellos saltando hacia el otro lado del mostrador—. ¡¡¡QUE ESTOY A PUNTO DE REVENTAAAAR!!!

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 140).

Gigantones

gigantes

La pareja de retacos se echó a un lado. El pelaje de los tres gigantones era tan pintoresco que la escasa congregación no le quitaba ojo.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 139).

Un medio muerto

agonia

—Oye —dijo Pepe a su novia al observar que disminuía su atención—. Atiende a lo que voy a decir: Salva, el que está a punto de cruzar esa puerta, hace un rato ha resucitado a un medio muerto en mi escalera.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 138).

El bar California

bar_california

La paupérrima densidad nocturna del bar California parecía café aguado.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 137).

La plaza George Orwell

Plaza George Orwell, Barcelona—¿Habéis visto la plaza? —preguntó Fede.
Se refería a la plaza Orwell. Pepe y su novia despacharon una mueca de extrañeza.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 136).

Infarto de miocardio

infarto

Sólo le faltaron once minutos para estar muerto. Se quedó fulminado en su primer infarto de miocardio.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 135).

Ver

ver

—¿A ver? ¿Me dejan? —preguntó Salvador haciéndose paso—. Despejen. ¿A ver?

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 134).

Alguien en incuestionable agonía

valentine gode darel agony

El individuo yacía sobre las escaleras, en un estado de incuestionable agonía.

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 133).

Un edredón de plumas

edredon pluma

—Ya has comprado este edredón. ¿Una tele? ¿Para qué?

Fragmento perteneciente a la novela titulada El solitario (pág. 132).