El Buscón, al castellano actual, cita 18

Cita 18 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 17

Cita 17 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 16

Cita 16 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 15

Cita 15 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 14

Cita 14 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 13

Cita 13 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 12

Cita 12 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 11

Cita 11 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 10

Cita 10 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 9

Cita 9 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

Ya a la venta:
Agapea
Amazon

El Buscón, en You Tube

Presentación,
en You Tube,
de mi adaptación al castellano actual
de la novela EL BUSCÓN,
de Francisco de Quevedo.

El enlace

El Buscón, al castellano actual, disponible

Desde hoy,
ya está disponible en librerías
mi adaptación, al castellano actual,
de la novela EL BUSCÓN,
de Francisco de Quevedo.

Algunas librerías:
Amazon
Agapea
BookShop

El Buscón, al castellano actual, cita 8

Cita 8 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

En algunas librerías, ya en preventa:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 7

Cita 7 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

En algunas librerías, ya en preventa:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 6

Cita 6 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

En algunas librerías, ya en preventa:
Agapea
Amazon

El Buscón: Nota de Prensa

Nota de Prensa
de la novela de Francisco de Quevedo
EL BUSCÓN,
adaptada al castellano actual.

El Buscón, al castellano actual, cita 5

Cita 5 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

En algunas librerías, ya en preventa:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 4

Cita 4 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

En algunas librerías, ya en preventa:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 3

Cita 3 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

En algunas librerías, ya en preventa:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 2

Cita 2 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

En algunas librerías, ya en preventa:
Agapea
Amazon

El Buscón, al castellano actual, cita 1

Cita 1 del libro titulado
EL BUSCÓN,
al castellano actual,
ya disponible en Morfeo.

En algunas librerías, ya en preventa:
Agapea
Amazon

Portada de EL BUSCÓN, de Quevedo

Portada de la novela titulada EL BUSCÓN,
de Francisco de Quevedo,
adaptada al castellano actual.

Ya está en preventa:

Agapea

Amazon

BookShop

Morfeo

¡Feliz septiembre!

Petro Manches, el repugnante

Obtener desde   Amazon   Google   Kobo

Obtener desde   Amazon   Google   Kobo

Catarsis con Goya, la primera

Catarsis con Goya, la primera manifestación de la saga.
Amazon   Apple   Google   Kobo

Amazon   Apple   Google   Kobo

¡¡¡Feliz Sant Jordi!!!

¡Que pasen todos un feliz Sant Jordi!

Hoy, Morfeo Editorial celebra el día de Sant Jordi, del Libro y de la Rosa, con un descuento de sus libros y con la publicación en abierto del relato titulado JUSTINITA LA IDOLATRADA, galardonado con una Hucha de Plata en Madrid, en 1993. Incluye unas páginas de la primera edición madrileña del cuento. Una de estas páginas la incluyo a continuación:

Antonio Gálvez Alcaide en 1993«Justinita la Idolatrada» pertenece al libro
titulado Relatos del fuego sanguinario y un candor.

Revista Fogosa Miscelánea, nueva página web

Nueva web de la Revista Fogosa Miscelánea, con una novedad.

Revista Fogosa Miscelánea

Página web de la Revista Fogosa Miscelánea

Fragmento de su Presentación: «Esta revista nace con el objeto de promocionar el uso del registro literario de la lengua en obras literarias. Podría parecer un contrasentido, pero no es así. Desde la década de los ochenta del siglo pasado, las publicaciones de obras literarias en cantidades industriales son un hecho que se constata de manera evidente. A día de hoy, casi tres décadas después, como consecuencia de esto, el uso lingüístico habitual de las obras literarias publicadas en España utiliza el registro informativo de la lengua, no el registro literario. De aquí a poder decir que las obras literarias publicadas en España son una ordinariez, solo hay un paso. Ordinariez en el sentido de cotidiano, habitual, común, rutinario, sin signos distintivos, sin estilo. Al surgir la palabra estilo es inevitable que me acuerde de las figuras estilísticas, o retóricas, que aparecen en todos los manuales de Lengua castellana de la enseñanza secundaria que tenemos. Los ejemplos de determinadas figuras estilísticas solo se ciñen en autores nacidos antes de mediados del siglo XX, partiendo de autores grecorromanos. Es natural. Y también es un ejemplo de pobreza, de ausencia de referentes contemporáneos, anunciando estilo literario, entre nuestros estudiantes con edades comprendidas entre los doce y los diecisiete años. Y estos estudiantes son el futuro». El contenido es el siguiente: Luces de bohemia (teatro), de Ramón María del Valle-Inclán. Madrigal apasionado (poesía), de Federico García Lorca. Curva menguante (narrativa), Contra la independencia de Cataluña (artículo de opinión), En la tumba de Camilo José Cela (crónica literaria), León (crónica de viajes), Cementerio de las moreras, Barcelona (crónica social y política), de Antonio Gálvez Alcaide. La crónica «Cementerio de las moreras, Barcelona» incluye un reportaje fotográfico partiendo de enlaces, que son directos en formato digital. En formato papel, las direcciones de estos enlaces se presentan, ordenadas, en la sección Apéndice.

El crimen de la calle de Fuencarral y Pío Baroja

Resulta curioso, y hasta chocante, que el maestro Pío Baroja, siempre tan cercano en el tiempo, haya sido testigo de una ejecución pública, cuando las ejecuciones públicas todavía se barajaban en España. En este caso, Pío Baroja fue testigo de la ejecución de la autora del crimen de la calle de Fuencarral.
Veamos cómo describe el asunto Pío Baroja:

El verano de 1888 se apasionó Madrid con el crimen de la calle de Fuencarral, que fue uno de los crímenes más famosos de España, no tanto por el hecho en sí, que no era de gran importancia, sino por la repercusión que tuvo en la prensa y en el público.

Higina Balaguer, ejecutada

Ejecución de Higinia Balaguer, autora del crimen de la calle de Fuencarral

En el número 109 de la calle de Fuencarral, casa de apariencia modesta, que todavía existe, en un segundo piso mataron a una señora entre la criada, Higinia Balaguer, y una amiga de ésta, Dolores Ávila. ¡Qué apasionamiento en el público! Todo el mundo parecía atacado por una histeria colectiva.
El proceso de este crimen debió durar mucho tiempo, y, sobre todo, en su segunda época fue cuando produjo más curiosidad y mayor expectación.
Los periódicos se dividieron ante la opinión pública en sensatos e insensatos. Sensatos eran los que pensaban que los autores principales habían sido las dos mujeres citadas, una de ellas la protagonista principal y la otra su cómplice.
Los insensatos creían, como un dogma, que la señora que apareció muerta había sido asesinada por su propio hijo, Vázquez Varela, el cual en la época del crimen estaba recluido en la cárcel Modelo, aunque salía de ella, según la opinión de alguna gente, por complacencia del director.
Yo vi a la protagonista del crimen de la calle de Fuencarral, a la Higinia, y hablé con ella en un pasillo del hospital.
Tiempo después, por insistencia de un condiscípulo que estudiaba Medicina como yo, presencié la ejecución de la Higinia Balaguer desde los desmontes próximos a la cárcel Modelo, a una distancia de trescientos o cuatrocientos metros.
Hormigueaba el gentío por aquellos desmontes que entonces no estaban ni poblados ni urbanizados como están ahora. Soldados de a caballo formaban un cuadro muy amplio delante de un muro. Sobre éste se hallaba el patíbulo.
La ejecución fue muy rápida. Salió al tablado una figura de mujer, vestida de negro. El verdugo le sujetó los pies y las faldas; luego los Hermanos de la Paz y Caridad y el cura, con cruz alzada, formaron un semicírculo delante del patíbulo y de espaldas al público. Se vio al verdugo que ponía a la mujer un pañuelo negro en la cara y que daba rápidamente vuelta a la rueda; luego quitaba el pañuelo, y desaparecía.
El cura y los Hermanos de la Paz y Caridad se retiraron, y allí quedó una figura negra muy pequeña, destacándose sobre la tapia roja de ladrillo, ante el aire azul de una mañana luminosa de primavera.
Las cosas más absurdas se contaban y se decían.
Las fantasías del pueblo se desataron. Según algunos, la Higina era inocente. El verdugo se había prestado a una farsa, porque no era la Higinia a la que había estrangulado, sino un muñeco al que sentaron en el patíbulo para que lo viera la gente.
A esta mujer criminal, la musa del pueblo maleante le había dedicado una canción, un tango brutal y cínico, entonces conocido. En él se equiparaba el crimen con una fiesta de toros.

Fragmento perteneciente al libro de Pío Baroja, Reportajes (pág. 83).

Escritos míos donde aparece Pío Baroja:
Dietario en Red 2004-2006: (iBookstore, Amazon, Tagus, Kobo, Nook)
Dietario en Red 2007-2008: (iBookstore, Amazon, Tagus, Kobo, Nook)
Artículos fronterizos: (iBookstore, Amazon, Tagus, Kobo, Nook)
Cae Nueva York: (iBookstore, Amazon, Tagus)
Madera de perdedor: (iBookstore, Amazon, Tagus)
Escapada a Salamanca: (iBookstore, Amazon, Tagus)

 

Cien años de Camilo José Cela

Más anécdotas de Camilo José Cela, muerto en enero de 2002. Los aficionados a las anécdotas literarias tienen, en Madrid, en la Biblioteca Nacional, una exposición de 600 objetos vinculados a Camilo José Cela, premio Nobel (lo de «premio Nobel» lo pongo porque al maestro le gustaba muchísimo ese premio, lo mismo le gustaba que a los chiquillos los caramelos).

Camilo José Cela, poniéndose interesante, en edad maduraEscritos míos donde aparece Camilo José Cela:
Dietario en Red 2004-2006: (iBookstore, Amazon, Tagus, Kobo, Nook)
Dietario en Red 2007-2008: (iBookstore, Amazon, Tagus, Kobo, Nook)
Artículos fronterizos: (iBookstore, Amazon, Tagus, Kobo, Nook)
En la tumba de Camilo José Cela: (iBookstore, Tagus, Google Play)
Madera de perdedor: (iBookstore, Amazon, Tagus)
Melancolía: (iBookstore, Amazon, Tagus)
Adiós, Vallirana: (iBookstore, Amazon, Tagus)