Donde murió Quevedo

Villanueva de los Infantes

He visitado la casa en que, viejo, perseguido, amargado, expiró Quevedo. Hoy, esta y la casa contigua forman una sola; pero aún se ven claras las trazas de la antigua vivienda y aún perdura íntegro el cuarto donde se despidió del mundo el autor de los Sueños… La casa era pequeña, de dos pisos, sencilla, casi mezquina, sin requilorios arquitectónicos.

Antonio Azorín, José Martínez Ruiz, Azorín, Bruguera, Barcelona, 1983, pág. 189.

Acabo de trasladar aquí unos datos interesantes sobre la casa donde murió Quevedo. El libro de la cita lo muestro aquí, a continuación. Me llama la atención una anotación, mía, a lápiz, de la primera página blanca. Es la que sigue:

Santa Cruz, 29-08-1983

¡Qué tiempos! ¿Pero qué hacía yo, con diecinueve años de edad, en Santa Cruz de Tenerife? La respuesta es sencilla. Como dirían los antiguos, servir al Rey como soldado.

P.D. En mi libro Articulismo formal,
que acaba de salir publicado,
le dedico unas líneas (9) a Azorín,
en el artículo «Cuestión de pulmón«.

Mataperros

Cuando me acuerdo del relato Mataperros, inmediatamente llega a mi memoria una alusión popular sobre las personas que nacen con estrella, para a continuación trasladarme a mi remota edad de diecinueve años, allá en Santa Cruz de Tenerife, cuando mi etapa de soldado. Un compañero, de Cartagena, me dijo lo que sigue:

—Tú, Gálvez, has nacido con estrella.

A pesar de los años que iban transcurriendo, no se me olvidaba aquello, ni siquiera cuando las estrellas parecían sublevadas contra mí, dejándome algún que otro morado.

Unos besos

La generosidad sexual de las mujeres. Respecto a la generosidad sexual de las mujeres siempre recuerdo, y recordaré, la primera explosión espontánea en mis labios. Ocurrió hace la friolera de veinticuatro años, en un banco del parque García Sanabria, en Santa Cruz de Tenerife, donde cumplía, siempre a regañadientes, como soldado.

Fragmento perteneciente a DIETARIO EN RED 2007-2008.

Recuperación de un relato perdido

Nada. Ni rastro. No encuentro lo que escribí, hace dieciocho años, sobre Marilyn Monroe. Por el dolor que entraña, he omitido escarbar en una carpeta.

Entradilla inicial. Texto de DIETARIO EN RED 2004-2006

Cartas de Taekwondo

Acabo de ver, hace un par de horas, Cinderella man, una película de boxeo protagonizada por Russell Crowe y Reneé Zellweger, basada en la vida del boxeador James Braddock.

Entradilla inicial. Texto de DIETARIO EN RED 2004-2006

Historia de un pedo

A raíz de una tontería que no viene a cuento, me he acordado de un pedo atemorizado, muy recio, que sin intención le pegué a la hija de un teniente coronel artillero hace muchos años, cuando hacía la mili.

Entradilla inicial. Texto de DIETARIO EN RED 2004-2006